jueves, 31 de marzo de 2011

Uno más uno son dos...

Hola, hola!
En primer lugar quiero disculparme por lo que estoy tardando en actualizar el blog últimamente, pero es que entre el trabajo y el gym (atravieso una etapa muy Jane Fonda) no encuentro tiempo nada más que para dormir, jijijiji!!
Estoy en plena operación bikini, sí, sí, este verano voy a poder partir nueces entre mis muslos. Una hora de cardio 4 veces a la semana, pesas varias, estiramientos, sentadillas, abdominales, ... para lucir "superbe" en los meses de calor. Tendré que plantearme grabar dvds de ejercicio y hacer negocio, igual es el futuro...
Este verano me veréis entrar en Mercadona en puro topless!

La verdad es que cuando voy de camino al gym siempre pienso: pero qué hago yo en un sitio como este? Luego, cuando empiezo mi sesión de cardio y mis pesas, me voy convenciendo de que hago lo correcto. Estoy decidido a mejorar mi físico y mi estado de salud aunque me cueste mucho esfuerzo y sacrificio  Recordad, cuando me veáis por la calle, felicitarme por mi tirada de pierna y por los resultados que está dando el ejercicio..

ESFUERZO Y SACRIFICIO  Justo lo contrario de lo que he pensado ofreceros hoy. Ya sabéis lo que me gusta facilitaros el proceso para solucionar "las problemáticas estilísticas" a las que os enfrentáis, por ejemplo, cuando os invitan a una boda en la que se celebrarán 2 ceremonias  una a las 17 en punto de la tarde y la siguiente a las 20 en punto (invitación real que le han hecho a una conocida)
Hablando con ella, a parte de opinar ambos que la gente ya no sabe que hacer para fanfarronear (2 CEREMONIAS? PERO QUIEN OS HABÉIS PENSADO QUE SOIS  LOS BORBÓN?), llegamos a la conclusión de la necesidad de elegir dos conjuntos distintos para asistir a las diferentes celebraciones de la boda. 
Pensando en la primera de ellas (17:00) decidimos que la mejor elección seria un look masculino. Tranquilidad  No la vestiremos de leñador, no, nada de camisa de cuadros, vaqueros desgastados, botas de trabajo, tirantes y un fabuloso bigotazo, noooo, ni tampoco de guardia civil con su tricornio y su chaleco reflectante... El look masculino, en este caso, consiste en elegir una camisa clásica y básica en un color claro y acorde con la estación en la que se celebrará el evento nupcial (mes de junio) Cuanto más básica y clásica sea la camisa mejor, mucho más auténtico nos quedará el look. Entallada con pinzas o más holgada, la camisa es una prenda que hay que tener presente dentro del armario.




Respecto a los pantalones, vamos a movernos entre dos opciones: pantalones capri (pitillo-tobillero) o pantalones de pata de elefante (NO ACAMPANADOS, ACAMPANADOS JAMÁS, NEVER, ARGH, PUAJ, KK, ...) Son esos pantalones que tienen el camal ancho o muy ancho pero desde la cadera. En ambas ocasiones los zapatos deben ser muy altos (mucho tacón y su poquita de plataforma) o de media altura (medio tacón pero con muuuucha personalidad, hay que entrenar el "olfato" para saber seleccionar correctamente los accesorios) Truco de la semana: remataremos el look con un fajín, este será del color de los zapatos, así cerramos el conjunto y pulimos el resultado.

El bolso (pieza imprescindible) podéis combinarlo con los pantalones o con el color de la camisa.

El pelo retirado de la cara, pendientes y broche discretos, maquillaje suave y conseguiréis que la novia desee arrojaros por encima cualquier copa de vino que se encuentre a su alcance.
Que la novia te mire poniendo cara de "que no debía haber invitado a esta niñata" significa que has ganado tú en la batalla de la más mona de la boda, y eso siempre da mucha vida y mucha marcha, más marcha que Leticia Sabater con sobredosis de cafeína.




Siguiendo con la charla que mantuvimos esta conocida mía y yo, el segundo look, el elegido para la segunda ceremonia (19:00), consistirá en un vestido de fiesta y un chal en algún tejido ligero, tipo tul o encaje, por ejemplo. Pensad que ya tenemos elegidos los zapatos y el bolso, los que habréis lucido en la anterior celebración, y que el vestido deberá combinar con estos. Los pendientes y demás aderezo, de noche, pueden ser más exagerados (OJITO! no es preciso colgarse de las orejas la lampara de araña del comedor de tu abuela)

Actualmente, no es preciso que un vestido de fiesta sea largo. Estarás perfecta igualmente con un vestido por la rodilla, lo que se llama normalmente vestido de cóctel. Como os suelo decir: dejad los protocolos para las familias reales.
Hay que buscar la naturalidad, partiendo de ella es más sencillo encontrar y disfrutar de la elegancia.

Sí la boda a la que estáis invitadas se celebra lejos de vuestra ciudad y es preciso desplazarse, hay varias recomendaciones que debéis seguir a la hora de evitar que la ropa se os arrugue demasiado durante el transporte. Lo ideal será que la transportéis en un portatrajes  Si no disponéis de uno utilizad una maleta y empezad a guardar las prendas de fiesta. Dobladlas sobre una hoja de papel de seda y, conforme pleguéis las prendas en cuestión, id doblando también el papel.

En el caso de los vestidos, funciona a las mil maravillas rellenar con papel arrugado los espacios del pecho, las caderas, las mangas, ... Sí además vas doblándolo igual que en la anterior ocasión, junto con el papel, aún evitarás la aparición de más arrugas. Piensa que cuando practiques y perfecciones este sistema siempre tendrás un puesto de trabajo en cualquier gran superficie envolviendo regalos :)

Otro truco sencillo y fácil de hacer es el siguiente: en el lugar donde estés alojada (que como eres una chica fina y distinguida seguro que tienes habitación con baño), cuando tomes la ducha antes de arreglarte para la boda, mete el/los conjuntos en el cuarto de baño, colgados en perchas y deja que los vapores del agua suavicen las posibles arrugas que se hayan ido formando en el interior de la maleta. No se te ocurra NEVER EVER! meter en la misma maleta donde guardes los conjuntos de fiesta botellas que contengan líquidos o geles, ni las tarteras con las albóndigas que tu tía Mari te ha preparado amorosamente, bien de ajo y bien perejil  Imagínate por un momento que se abren dentro de la bolsa ... Tus ropas se podrán exponer en el museo de arte contemporáneo de Cuenca.

Espero que os sirvan estos nuevos consejos. Yo seguiré acudiendo al gym y aprovecharé los sesenta minutos de cardio para pensar en la próxima entrada de este vuestro blog.


Besete.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...